18 junio 2009

Ovejas, Niños, Pecadoras Castigadas por el Dios

Una ilustración de "LA BIBLIA PARA LOS NIÑOS",
ed española de 1956.

48 dibujos, re-diseñando obras clasicas, de J. Scnorr de Carolsfeld.

Aquí tienen "Adan y Eva despues del Pecado Original".

Adan mira a Eva, pensando cosas que se calla. Eva no le mira.
Caín mira a su padre, con la Manzana en la mano ( lectura facil ). Su padre no le mira.
Las ovejas miran y lamen a Abel. Abel tiene los ojos entrecerrados, está bien envuelto en cuerpos.
Cada uno, en su papel : Adan jodío por el matrimonio, Caín desantendido por sus padres, Abel recibiendo un cariño desproporcionado que le será causa de ruina, Eva madreando.

Adan y Eva están en la pausa del curro.
En sus manos, herramientas textiles y agricolas faliformes. Las de Eva, apolladas cerca del vientre, la azada, delante de los genitales en contacto de las ovejas.

La escena es lo suficientemente perturbadora como para no tener que cargar las tintas.
Pero las tintas están cargadas.

Hay una sobre-exposición de zonas y posturas corporales excesiva.

El traje de Eva es sorprendente para una Biblia Infantil :



Pechos fuera. Igual es que no ha acabado de hacerse el traje : la industria textil estaba en sus comienzos y no había adolescentes tercermundistas donde deslocalizar la producción.

Quedense tambien con la lengua en la oreja de Abel y en los labios-dientes en su pezón.
No es extraña la jeta de que-a-gusto-que-estoy rodeado de cuerpos calentitos.

Las ovejas tambien se la pasan bien :



A ver, diganme que las ovejas no estan jugando a lo que parece que estan jugando.
Vale, ahora vuelvan a mirar la imagen.

Si la respuesta es no, es que son ustedes puros y a sus ojos todo es puro.

Podría ser que mi mente está podrida, que tambien, y podría ser que el modelo original fuera una obra diseñada expresamente para representar culos y tetas.
Estamos hablando de un tiempo en que se consumían estas carnes, y en el que los que podían pagarse una pintura eran el publico con poder adquisitivo que, en el imaginario social de la epoca, consumía este tipo de carnes.
El consumo de adolescentes masculinos por las clases pudientes, especialemente las eclesiasticas, es un topico recurrente de la epoca.
Dejando a parte que las condiciones de vivienda y emparejamiento y la sumision a amos y adultos familares lo propiciaran como actividad más o menos facil.

Y dejando a parte que la edad legal y legitima para consumir adolescentes femeninas, en matrimonio o extras, era muy muy inferior a la que ahora nos llena de santa indignación. La gente moría antes, y el mercado de lo legitimo se mueve con harta desenvoltura según las necesidades de las fuerzas concurrentes.

Y en ese tiempo las producciones erotisticas tenían que envolverse en salvoconductos religiosos y/o morales y/o de autoridad.


Vean a que juegan con los humanos las materias vegetales :
Les dejo con una serie de imagenes detalladas de la escena.

Por regodearme, mayormente.






Posted by Picasa